El Montsant es un lugar idílico, perfecto para perderse o incluso hasta encontrarse. A lo largo de los diferentes pueblos que forman parte de esta zona, las vides aparecen a cada paso, a cada rincón, en cada ladera escarpada. Las vides han formado parte de esta zona desde siempre, y es en las últimas décadas, donde han alcanzado su máximo esplendor, potencia y expresión.

Este es el caso de Les Sorts Sycar, un vino del Celler del Masroig. Una bodega que siempre ha pretendido unir tradición y territorio, con más de 100 años fundada en 1917 y que es todo un referente. De todos los vinos que produce esta bodega, he elegido este porque está dentro de mis favoritos. Y no solo esta añada, sino practicamente cada una de ellas.

Es un vino que tiene un coupage de Cariñena y Syrah pertenecientes a viñas viejas y con una crianza en barrica de roble francés en un 80% y americano en un 20% durante 12 meses. Es de color rojo intenso, siendo en nariz potente y muy expresivo. Sus aromas son de fruta roja, ciruela madura, violetas y notas especiadas, madera y chocolate proveniente de la crianza.  En boca es potente, de tanino fuerte pero redondeado y maduro. La cariñena nos muestra toda su expresividad, su energía y vitalidad, para luego dejarnos una boca suave, sedosa y tranquila que nos lo compensa el Syrah. Dejándonos un postgusto largo, intenso y recordando por supuesto, que hay que volver a beber otra copa. Y con ese recuerdo de fruta a madura insistente.

Un vino que no te dejará indiferente, que se incorporará de inmediato en uno de vuestros favoritos y que, sin lugar a dudas, lo disfrutaréis hasta el final de la botella.

 

SaLud.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.